Órgano de Información de la Arquidiócesis de México

Nuestro Pastor



Piden a sacerdotes dejarse tocar por la necesidad del pueblo de Dios
-
Disminuir Texto Aumentar Texto Enviar por Email Imprimir

·         El nuevo Obispo Auxiliar de la Arquidiócesis de México los llamó a santificarse “desgastándose en el servicio”.

 

Zoila Bustillo

En el marco de la fiesta patronal del presbiterio, Mons. Jorge Estrada Solórzano, Obispo Auxiliar de la V Vicaría, invitó a todos los sacerdotes de esta Iglesia particular a “dejarse tocar por la necesidad del pueblo de Dios”.

Esta celebración, que se realiza todos los años con motivo de fiesta de san Juan María Vianney, mejor conocido como el santo Cura de Ars, patrono de los sacerdotes, tiene como objetivo reflexionar y reafirmar, en medio de un ambiente fraterno, el quehacer de los presbíteros.

“Al santificarse desgastándose en el servicio al prójimo, seguramente podrán encontrar respuesta a las preocupaciones pastorales prioritarias y contagiar el entusiasmo de ser portadores de Cristo. Encontrarán colaboradores y seguramente podrán experimentar nuevamente la alegría del don del sacerdocio recibido gratuita e inmerecidamente”, dijo Mons. Estrada Solórzano a sus hermanos sacerdotes, al presidir una Hora Santa ante el Santísimo Sacramento.

El nuevo Obispo Auxiliar de la Arquidiócesis de México compartió la experiencia que ha vivido en los primeros días de su labor episcopal, donde ha “experimentado fuertemente la urgente necesidad que nuestra gente tiene de sentirnos cercanos, de ser tocados con amor, de ser ungidos con el amor de Dios”, como lo que refiere el Papa Francisco.

“La gente se acerca, me pide que ore por sus necesidades, que la toque, o de plano me lleva la mano a su rostro, y si ya no le fue posible, toca la casulla; muchos con lágrimas, otros profundamente conmovidos, otros con rostros que revelan angustia”, relató al enfatizar que las personas “no necesitan tocar a Jorge, sino a Aquel a quien Jorge debe transparentar”.

“Esta necesidad, manifiesta de manera espontánea, necesariamente viene de Dios, y es Dios quien a través de ellos me manifiesta su amor, me interpela y exige de mí una respuesta misericordiosa”, expresó.

Finalmente invitó al presbiterio reunido en la Capilla del Seminario Conciliar de México a llevar en el corazón la plegaria que el Papa Francisco eleva por todos los sacerdotes del mundo:

“Queridos sacerdotes, que Dios Padre renueve en nosotros el Espíritu de Santidad con que hemos sido ungidos, que lo renueve en nuestro corazón de tal manera que la unción llegue a todos, también a las periferias, allí donde nuestro pueblo fiel más lo espera y valora. Que nuestra gente nos sienta discípulos del Señor, sienta que estamos revestidos con sus nombres, que no buscamos otra identidad, y pueda recibir a través de nuestras palabras y obras ese óleo de alegría que les vino a traer Jesús, el Ungido”.

Como parte de la fiesta del presbiterio recibieron reconocimiento por 50 y 25 años de ministerio algunos sacerdotes, entre ellos el P. Eduardo Lozano, colaborador del semanario Desde la fe.

 

Escrito y/o Publicado por:

"Desde la Fe" Redacción
Semanario "Desde la Fe"
http://www.desdelafe.mx/
contacto@desdelafe.mx
Otros Artículos »
AVISO LEGAL: Los textos publicados en este sitio han sido, en su mayoría, elaborados por "DESDE LA FE", publicación semanal editada por la Arquidiócesis Primada de México, A.R. y coordinada por el Departamento de Comunicación Social de la Arquidiócesis de México (COSAM) titular de los derechos de autor y explotación económica. Los textos, imágenes y vídeos publicados de terceros pueden estar sujetos a restricciones establecidas por los titulares de los derechos, en estos casos, su publicación estará acompañada de la fuente. Los contenidos elaborados por "DESDE LA FE" son libres de reproducir para fines de divulgación y promoción, con la única obligación de citar como fuente de proveniencia www.desdelafe.mx. Se prohíbe cualquier uso para fines comerciales o de explotación patrimonial.